EEUU dejará de obtener registros de llamadas y correos electrónicos de periodistas en secreto

0
24

El Departamento de Justicia de Estados Unidos anunció este sábado que dejará de obtener en secreto los registros telefónicos y de correo electrónico de los periodistas durante las investigaciones sobre filtraciones de información, un cambio que abandona una práctica condenada por organizaciones periodísticas y grupos de defensa de la libertad de prensa.

El periódico The New York Times dijo el miércoles que, bajo el gobierno de Donald Trump, el Departamento de Justicia obtuvo en secreto los registros de llamadas telefónicas de cuatro periodistas del diario como parte de una investigación para saber quién les filtró información.

El cambio de política anunciado el sábado se produce después de que el presidente Joe Biden prometiera el mes pasado que era “sencillamente incorrecto” intervenir los datos de los periodistas y que el Departamento de Justicia pondría fin a esa práctica durante su gobierno.

La táctica de utilizar citaciones y órdenes judiciales para obtener ciertos archivos de los periodistas ha sido utilizada tanto por gobiernos demócratas como republicanos con el objetivo de identificar las fuentes que hayan revelado información confidencial.

Sin embargo, esta práctica fue objeto de un escrutinio redoblado en el último mes, cuando funcionarios del Departamento de Justicia alertaron a los reporteros de tres organizaciones periodísticas —The Washington Post, CNN y The New York Times— que agentes del Departamento durante el gobierno de Trump obtuvieron sus registros de llamadas telefónicas.

El viernes por la noche el Times informó de la existencia de una orden mordaza que prohibía al periódico revelar una pelea judicial secreta sobre los esfuerzos del gobierno para obtener los registros de correo electrónico de cuatro reporteros. Esa disputa empezó durante el gobierno de Trump, pero persistió bajo el Departamento de Justicia de Biden, que finalmente retiró la orden mordaza.

En una declaración, el portavoz del Departamento de Justicia, Anthony Coley, dijo que “en un cambio a su práctica de larga data”, el Departamento “no buscará procesos legales obligatorios durante las investigaciones de filtraciones con el fin de obtener información de los miembros de los medios de comunicación al hacer su trabajo”.